Con vistas al Sur, el blog de Medicus Mundi Andalucía Rss
Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter

Violencia de género durante el embarazo: un problema oculto.

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Días Mundiales, Género, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 25-11-2016

000-faldon-violencia-mujer 

25 De Noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

Por Casilda Velasco Juez (1)

 Las mujeres  fallecidas en  2015, en España, por violencia de genero  fueron 62, aunque hay contradicciones según si extraemos los datos del Ministerio  o asociaciones. En tres de cada cuatro casos la víctima tenía entre 18 y 44 años, edad en que las mujeres acuden con cierta regularidad a los servicios de salud. Sin embargo estas mujeres no fueron identificadas por los sanitarios como mujeres en riesgo.


La violencia contra las mujeres es una muestra de las desigualdades existentes entre hombres y mujeres, es una violación de los derechos humanos y un grave problema de salud pública que afecta a la salud y el bienestar de millones de mujeres en el mundo.  La violencia de género ejercida sobre la mujer por sus compañeros sentimentales es un problema de dominio público y político, esta violencia cuando ocurre en edad reproductiva, se considera en todo el mundo como una causa de muerte e incapacidad, tan grave como el cáncer. Puede aparecer durante el embarazo y el parto o alrededor de este periodo con consecuencias no solo para la mujer, sino también para el bebé no nacido. Este tipo de violencia, es reconocido como un factor de riesgo importante para la salud de las madres y para malos resultados perinatales y del recién nacido.

Se calcula que en los países desarrollados entre los que esta España, este tipo de violencia oscila entre el 0,9% a 20,1%, en la mayoría de los estudios esta prevalencia se encuentra entre 3,4% a 8,3%. En los países en desarrollo,  encontramos mayor variabilidad (3,8 a 43,8%) que en los países desarrollados (3,4 a 11%).

embarazoEl embarazo es un periodo de felicidad para la mayoría de las mujeres, pero, para casi una de cada cuatro no resulta tan satisfactorio. Una investigación realizada en Andalucía con una muestra representativa de mujeres que dieron a luz en 15 hospitales públicos ha detectado que un 22,7% sufre algún tipo de violencia dentro de su pareja en este periodo. Cuando estudiamos los diferentes tipos de violencia que pueden sufrir las mujeres por parte de sus parejas hombres. el 21% de las mujeres sufrieron violencia emocional y el 3,6% violencia física o sexual durante la gestación. Aunque la violencia emocional es la más frecuente, no hay que desdeñar la violencia física por su especial gravedad durante el embarazo. De hecho, el 36,1% de las mujeres que reportaron violencia física dijeron que acontecía “muy a menudo” o “diariamente” y el 20,3% la clasificaron de una severidad en la que aparecen hematomas severos, quemaduras o huesos fracturados.

       Es el primer estudio de este tipo que se ha realizado en España y, por tanto, se desconocía por completo la magnitud de este problema en nuestro entorno.

 

Cuando estudiamos los factores sociodemográficos que pudieran estar asociados con la violencia en el embarazo, las mujeres embarazadas que mantenían una relación sin compromiso o que no contaron con apoyo en su entorno –un familiar o amigo al que acudir en caso de necesidad– tenían mayor probabilidad de sufrir violencia de pareja durante el embarazo. Por el contrario, las mujeres con trabajo estaban más protegidas contra este tipo de violencia.

Por otra parte, las mujeres cuyo  embarazo no había sido deseado, incluyendo los embarazos no planificados, tenían mayor probabilidad de sufrir violencia emocional.

Las consecuencias de sufrir violencia durante el embarazo, son graves tanto para la salud de la madre como para la del feto.

Así, las mujeres que refieren violencia durante el embarazo presentan  amenaza de parto pretérmino entre el 13% y el 15%, frente al 6% y el 7% de las que no la refieren.  Cuando ajustamos por el resto de variables sociodemográficas, tenemos 2,1 veces más probabilidad de tener una amenaza de parto pretérmino en las mujeres que sufren violencia no física que las que no la refieren, así como las que no tienen apoyo en su entorno, 4.7 veces más probabilidad.

También, las mujeres que sufren violencia presentan en mayor medida anemia o infecciones durante el embarazo. Tienen más probabilidad (1,7 veces) de tener infecciones las mujeres que presentan violencia, la probabilidad de tener infecciones vaginales es 1,9 veces más y de infecciones vaginales 2,4 veces más.

En nuestra investigación, las mujeres que sufren violencia acuden más a urgencias e ingresan más durante el embarazo. En concreto, las mujeres que han sufrido violencia física tienen 3,4 veces más probabilidades de ser ingresadas y 4 veces más de tener entre 20 y 24 años. Por otra parte las mujeres que refieren sufrir violencia durante el embarazo, fuman más y han tenido peor control de su embarazo. 

En cuanto a las consecuencias para el recién nacido, estas vienen condicionadas por el comportamiento de las mujeres que sufren violencia, como fumar durante el embarazo, controlar mal el embarazo, tener infecciones, etc. Las mujeres que sufren violencia durante el embarazo tienen mayor probabilidad de tener partos pretérmino y no lactar precozmente a sus bebés.

Todas estas cifras deberían hacernos reflexionar sobre la importancia de las repercusiones en la salud de la mujer y del bebé. Por ello creemos, como ya ocurre en otros países, que se debería incluir de manera rutinaria la detección de la violencia en el control del embarazo, así como la puesta a punto de protocolos de actuación en los casos necesarios.  Esto puede atribuirse a las dificultades de los sanitarios para abordar el tema: no conocen los recursos, falta de competencias, conocimientos y habilidades para  abordar el tema, falta de tiempo para preguntar; o piensan que la intervención no va a cambiar el comportamiento o los problemas  estructurales: espacios no adecuados;  falta de guías o protocolos específicos, problemas relacionados con la comunicación o la cultura. Para mejorar la salud de las mujeres y sus bebés, es fundamental la implicación y la motivación de los profesionales sanitarios, sobre todo las matronas, las mayores responsables del seguimiento de los embarazos normales en nuestro sistema de salud.

Las mujeres  fallecidas en  2015, en España, por violencia de genero  fueron 62, aunque hay contradicciones según si extraemos los datos del Ministerio  o asociaciones. En tres de cada cuatro casos la víctima tenía entre 18 y 44 años, edad en que las mujeres acuden con cierta regularidad a los servicios de salud. Sin embargo estas mujeres no fueron identificadas por los sanitarios como mujeres en riesgo, una responsabilidad de los sanitarios que al igual que realizamos cribados de enfermedades todo a lo largo de la vida reproductiva de las mujeres, el sufrir violencia se nos olvida identificarlo para poder realizar un trabajo de prevención y de atención y evitar muertes de mujeres en este periodo de su vida.

Tesis doctoral: “Violencia de pareja durante el embarazo en mujeres que dan a luz en hospitales públicos de Andalucía”. Mª Casilda Velasco Juez. Universidad de Granada. 2015. http://0-hera.ugr.es.adrastea.ugr.es/tesisugr/24703308.pdf

Parte de estos resultados han sido publicados:

Velasco C, Luna JD, Martin A, Caño A, Martin-de-las-Heras S. ‘Intimate partner violence against Spanish pregnant women: application of two screening instruments to assess prevalence and associated factors’. Acta Obstet Gynecol Scand 2014; 93: 1050–1058.

Martin-de-las-Heras SVelasco CLuna J de D. Unintended pregnancy and intimate partner violence around pregnancy in a population-based study. Women Birth. 2015 Jun;28(2):101-105.

*** Para más información: contactar con la autora del artículo

Casilda Velasco Juez  606 651 898

(1) Casilda Velasco Juez es colaboradora de medicusmundi, matrona y doctora por la Universidad de Granada

Descargar boletin-noviembre-2016

Un viaje a Burkina

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Género, mutilación genital femenina, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 21-11-2016

Por Enmanuel Urrea y Kati de Paco
 “Puedo oír el estruendo del silencio de las mujeres”. Thomas Sankara.

Primer viaje a este país con retorno de cuerpo y alma, más dejando sentimientos contradictorios en el suelo. Una semana que sin ser poco ni mucho, puesto que el tiempo lejos de la tierra de uno siempre es relativo, nos lleva con ojos de occidente a valorar e intentar interpretar con intención qué acontece en estos lares.

Es esta intención la de discernir qué se necesita para mejorar lo ya existente, puesto que medicusmundi Andalucía lleva unos treinta años trabajando en Burkina. De la mano de dos mujeres que conocen el terreno por donde pisan, puesto que es un suelo de tierra y la tierra siempre es femenino, África y Casilda, y con el cuidado desde lejos de Damiano que nos arropaba en la distancia.

Las diferentes reuniones a las que asistimos diariamente, con la asociación de matronas y de especialistas en ginecología, además de las autoridades sanitarias de los distritos que visitamos, nos quedó que la necesidad de formación es imperiosa, a la vez que la mejora de la infraestructura ya existente, siendo conscientes de las limitaciones que la climatología nos regala, época de lluvia y calor, casi como el de Murcia, pero más tiempo, sumar a esto la dificultad de acceso a los centros sanitarios en área rural y urbana, puesto que las carreteras presentan bastantes deficiencias y las distancias ya enormes se convierten en barreras casi insalvables llegando las mujeres a los centros tarde en muchísimas ocasiones.

28-2010-10-burkina-074 La razón por la que repito la palabra mujer, es porque Burkina es una mujer que sufre horriblemente para cuidar de su prole, Burkina es una mujer mutilada y en muchas ocasiones invisible. Es la madre eterna que porta a la espalda la vida y la muerte que a su vez van agarradas a la enfermedad. Estas tres hermanas “vida, muerte y enfermedad”, se convierten en nuestro objetivo claro y primordial, el facilitar la vida, controlar la enfermedad y sujetar a la muerte para que haga su justo trabajo sin excederse.

A simple vista los problemas que se fijan en la retina y en el oído son alimentación. Una pobreza casi sistémica en Burkina sumada a la escasez de recursos les hace a los burkinabeses harto difícil solucionar los problemas, que derivan de las inundaciones y de las epidemias virulentas puesto que estas inundaciones aumentan considerablemente el riesgo de enfermedades y la desnutrición.

Numerosos casos de meningitis en el 40% de los casos menores de 5 años. A esto se añade, como mochila de piedras a la espalda, horrorosa y muy pesada y difícil de hacerla desaparecer, el hecho constatado de que alrededor de un 80 % de las niñas son sometidas a la ablación, con lo que esto acarrea en presente y futuro para la salud de estas infantes.

Grosso modo con la intención clara de querer mejorar, entra en nuestra idea de proyecto futuro el volver a esta tierra, la patria de hombres íntegros’, del término mossi burkina, ‘hombres íntegros’, y de la voz diula faso, ‘patria’, para poner en marcha un grupo de cirugía para patologías gineco-obstétricas, un curso de formación en ecografía y ayudar en la mejora de la maternidad de Fada.

Con estas buenas intenciones ya referidas y con la seguridad de poder contribuir a la mejora de un colectivo bastante desfavorecido, el de las mujeres, nos despedimos de vosotros estos humildes amigos que somos Katy de Paco y Enmanuel Urrea.

Descargar boletin-noviembre-2016

 

Presentación de la Guía didáctica en género y salud sexual y reproductiva

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Cooperación Internacional, Derechos humanos, Género, Objetivos de desarrollo sostenible, Publicaciones e informes, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Sistemas de salud, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 05-11-2016

presentacion-guide-1

Presentación guía

Desde 1998 medicusmundi Andalucía dedica una gran parte de sus esfuerzos en África del oeste a la promoción de la salud sexual y reproductiva, concentrándose en particular en la mejora de la respuesta de los sistemas de salud públicos a las necesidades específicas de las mujeres durante el embarazo y el parto, teniendo en cuenta, al mismo tiempo, otros derechos en salud sexual y reproductiva así como la lucha contra la violencia contra las mujeres y, más en particular, contra las mutilaciones genitales femeninas.

Una parte importante de este trabajo se concentra en la formación del personal sanitario, gracias a los programas de formación permanente en temas como planificación familiar, embarazo, cuidados durante el parto y el postparto, etc. La mayor parte de estas formaciones son confiadas al personal de aquellos países con los que medicusmundi Andalucía coopera y tratan aspectos clínicos abordados siempre desde el punto de vista del género y con una aproximación basada en los derechos humanos. Este objetivo se enfrenta a una realidad: las y los formadores, aunque con buena formación clínica, con frecuencia no tienen en cuenta los aspectos sociales y culturales así como todo lo que concierne a una aproximación a la salud sexual y reproductiva desde el género y los derechos, cuestiones fundamentales para una adecuada prestación de cuidados en este dominio.

presentacion-guide-3

 

La Guide Didactique Genre et Santé Sexuelle et Reproductive (Guía didáctica en género y salud sexual y reproductiva) es fruto de un curso de formación dirigido a las matronas/formadores de la Escuela Nacional de Salud Pública de Ouagadougou (Burkina Faso) así como a las matronas responsables de los programas de salud sexual y reproductiva, realizado en el curso del programa Reducción de la mortalidad materna e infantil y promoción de la salud sexual y reproductiva en Burkina Faso, cofinanciado por la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AACID), y no pretende establecer un procedimiento rígido, sino ser un modelo sobre la forma de abordar, con una perspectiva de género y derechos, los aspectos clínicos ligados a la salud sexual y reproductiva que cada enseñante pueda adaptar a sus necesidades.

La guía fue presentada ayer por la Consejera de Igualdad, Mª José Sánchez Rubio,  junto al director de la AACID, Nestor Almendros, y las autoras de la guía: las doctoras Casilda Velasco Juez, matrona, y África Caño Aguilar, ginecóloga y presidenta de medicusmundi Andalucía.

Descargar la: Guide Didactique Genre et Santé Sexuelle et Reproductive

Descargar boletin-noviembre-2016

 

40 aniversario MMA-03

Mis impresiones de un viaje a Burkina Faso

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Género, Objetivos de desarrollo sostenible, Recursos humanos en salud, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva | Fecha de publicación: 21-06-2016

Por María Isabel Oliver Reche
IMG_4329 recortada

Isabel Oliver con algunas de las asistentes al curso

 

Como socia y colaboradora puntual en proyectos docentes de medicusmundi Andalucía desde hace varios años, deseaba conocer la realidad social y sanitaria de los países donde nuestra ONG desarrolla sus proyectos de desarrollo. En enero-febrero de 2016 tuve la suerte –y el privilegio- de acompañar a Casilda Velasco, que viajaba a Burkina con el objetivo de impartir la segunda edición de la Formación en Género y Salud Sexual y Reproductiva destinada a profesores de matronas de la Escuela Nacional de Salud Pública (ENSP), diseñada desde medicusmundi dentro del programa destinado a la erradicación de la mortalidad materna.

Después de varios días de estancia en el país, caí en la cuenta de que no había escrito ni una sola palabra. Estaba tan impactada y sobrecogida con tantas imágenes desconocidas, algunas de extrema pobreza, que me resultaba muy difícil elaborar todo lo que me entraba a raudales por los sentidos

Antes de partir, Carmen S. Robles –que sabe de mi afición por los diarios de viajes–, me encomendó que fuera anotando las vivencias e impresiones que me suscitara el contacto con la realidad socio-sanitaria burkinesa y con la cooperación, especialmente con las actividades que medicusmundi desarrolla en Burkina Faso. Después de varios días de estancia en el país, caí en la cuenta de que no había escrito ni una sola palabra. Estaba tan impactada y sobrecogida con tantas imágenes desconocidas, algunas de extrema pobreza, que me resultaba muy difícil elaborar todo lo que me entraba a raudales por los sentidos. A día de hoy, miro y remiro tantas fotografías que tomé, pero aún no he procesado todo lo que viví en los veinte días que duró nuestra estancia.

Necesitaría muchas páginas, y muchos capítulos para detallar las experiencias vividas. Podría hablar del contacto con los cooperantes y con los trabajadores locales de la oficina de MM en Ouagadogou, de los aspectos más prosaicos de la cooperación, de la asistencia al curso de género y salud, de mis incursiones particulares en la realidad sanitaria del país (en un dispensario parroquial de la capital y en una maternidad rural en Saponé), de las visitas al terreno para conocer el proyecto de malnutrición infantil severa que en esos momentos estaba finalizando en Pouytenga, de tantas escenas de la cotidianeidad de las gentes del país, de los diferentes ritmos vitales, del paisaje y de algunos lugares turísticos, y especialmente de tantas buenas y alegres gentes locales que conocí a través de Casilda y que me acogieron con una total entrega y generosidad.

Los alumnos y alumnas, con un elevado nivel previo de sensibilización y formación, pusieron constantemente de manifiesto los problemas estructurales y la realidad sanitaria del país, especialmente en lo que a la salud sexual y reproductiva se refiere.

IMG_2607 recortadaEsbozaré algunos detalles de la formación de profesores de matronas de la ENSP, de la que fui observadora puntual. El curso duró dos semanas, desde el día 1 hasta el 12 de febrero. Fue impartido en tándem por Casilda Velasco y por Ivette Ouedraogo, una curtida y experta matrona burkinesa que actualmente trabaja con medicusmundi. Al completo programa formativo, apoyado en una excelente guía didáctica elaborada por Casilda Velasco y por África Caño, se sumó una metodología y un alumnado muy participativo. Los alumnos, con un elevado nivel previo de sensibilización y formación, pusieron constantemente de manifiesto los problemas estructurales y la realidad sanitaria del país, especialmente en lo que a la salud sexual y reproductiva se refiere. Existen problemas de malnutrición, dificultades en el acceso a los servicios de salud prenatales, elevadas tasas de mortalidad materno-infantil, etc. El país presenta unas tasas globales de mortalidad materna del 500 por cien mil, que resultan escandalosas en los tiempos que corren.

A ello se suman cuestiones de corrupción entre los propios profesionales (venta de medicamentos y de anticonceptivos, sobornos en la atención al parto, etc.), que tuve ocasión de presenciar sobre el terreno. Por ello, además del género y los derechos sexuales y reproductivos, la profesionalidad/honestidad fue uno de los ejes centrales del curso. Las profesoras, desde su autoridad intelectual y moral, fueron capaces de adaptar los contenidos a la realidad, sensibilizando además a los alumnos/profesores sobre la importancia de la transmisión de aspectos éticos a su alumnado, que serán las matronas que cuidarán a tantas madres y niños que son la esperanza del país. También los recursos de la cooperación internacional, y de medicusmundi en particular, está contribuyendo a un futuro más prometedor en el que la erradicación de la mortalidad materno-infantil y el acceso a la salud de la población sean una realidad.

IMG_4441 recortada

Foto de familia

Puedes ver completo, en formato PDF, el Boletín informativo 2016 junio de mmAndalucía 

El derecho a la salud, especialmente a la salud sexual y reproductiva, de las mujeres privadas de libertad en El Salvador

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Derechos humanos, Género, Objetivos de desarrollo sostenible, Organizaciones internacionales, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Sistemas de salud, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 08-06-2016

Proyecto financiado por el PNUD (Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo)


ministra y presidenta con textoQué se pretende con el proyecto

 – Mejorar la salud de las mujeres reclusas, especialmente en los aspectos sexual y reproductivo.

 – Concienciarlas de sus derechos sexuales y reproductivos.

 – Mejorar la higiene íntima.

 – Prevenir y tratar las infecciones de transmisión sexual (ITS), incluido el VIH.

 – Detectar precozmente y tratar el cáncer cérvico uterino y del cáncer de mama.

Cómo

 – Mediante la realización de talleres específicos de promoción de la salud sexual y reproductiva con lideresas de los penales, en los cuales se trabajan los siguientes temas:

  •  Derechos humanos, Derechos Sexuales y Reproductivos, incorporando en el proceso a las poblaciones de diversidad sexual, tercera edad y discapacitadas.
  •  Violencia de Género.
  •  Sexo y Sexualidad. Planificación familiar.
  •   ITS – VIH- SIDA.
  •  Cáncer de Seno y Cervicouterino.

– Debido a su situación particular, las reclusas están expuestas a posibles discriminaciones y malos tratos por parte del personal de salud, de los usuarios particulares del sistema o del personal de seguridad encargado de su custodia durante su traslado y estancia en los centros públicos. Por ello, se hará una contraloría [1] de atención a las privadas de libertad en los hospitales nacionales, para contabilizar aquellas actitudes positivas o negativas hacia ellas con el fin corregirlas. Además, anualmente se hará un proceso de contraloría  en el interior de los penales, en el que participan reclusas y autoridades, sobre los servicios de atención de salud recibidos en el interior de los centros.

– Desarrollo de un guion y montaje de obra de teatro con énfasis en Derechos Sexuales y Derechos Reproductivos en Centros de Detención priorizados: Una experta en artes escénicas celebrará unos talleres con las mujeres en los que se harán ejercicios escénicos para el descubrimiento de sí mismas y de los demás, integración con el grupo, desbloqueo emocional a través del movimiento y el sonido, cómo desinhibirse y modificar conductas estereotipadas, además de representar realidades experimentadas en el interior del Centro Penal y que pueden ser expresadas a través de este mecanismo. Tras los talleres se procederá a la creación del guion de la obra de teatro por las mismas internas. Con esto se pretende el desarrollo de capacidades, así como su desarrollo personal,  que les permitan socializar la información relacionada con la salud sexual y reproductiva desde su realidad de privación de libertad.

– Además de lo anterior, se elaborará una política de atención en salud por parte de la comisión interinstitucional de los actores involucrados.

– Se hará una investigación sobre las condiciones de salud sexual y salud reproductiva de las mujeres privadas de libertad en el interior de los penales, involucrando en éste proceso a aquellas poblaciones que a pesar de su particularidad no se encuentran visibilizadas como son la diversidad sexual, las mujeres de la tercera edad y las discapacitadas.

Con los resultados de la investigación se creará una comisión con representantes de diversos organismos para elaborar una política de atención en salud para las mujeres en privación de libertad.

Con este proceso se espera profundizar en la reinvindicación de los derechos humanos de las mujeres privadas de libertad en todo el territorio, generando un marco legal que les permita contar con atención más humana y proporcione mayor cobertura a sus necesidades de salud.

reunion triunfo_ElSalvador


Puedes ver completo, en formato PDF, el boletín informativo 2016 junio mmandalucía

[1] Contraloría: ejercicio en el que las beneficiarias valoran la calidad de la atención recibida.

Yo cuido, ella cuida, él cuida. Aprendiendo a Cuidar y a Cuidarse con enfoque de Género

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Actividades, Educación para el Desarrollo, Género | Fecha de publicación: 19-03-2016

 

Por Cristina Herrera

bricomania cuidadosYo cuido, ella cuida, él cuida es una propuesta socioeducativa de medicusmundi Andalucía dirigida al alumnado y al personal docente de varios Institutos de Enseñanza Secundaria (IES) de la provincia de Granada que invita a reflexionar sobre el valor de los cuidados en nuestras vidas y la importancia de visibilizar a quiénes los realizan así como a avanzar, desde una perspectiva transformadora, hacia el reparto y la corresponsabilidad del trabajo doméstico y de cuidados.

A través de este proyecto el alumnado de los IES en su curso académico 2015/2016, ha podido:

  • Reconocer los trabajos de cuidados tradicionalmente considerados como femeninos y asumidos por mujeres, y comprender su importancia para el sostenimiento de la vida y de las sociedades;
  • Conocer la vulneración de derechos de mujeres y niñas en los países empobrecidos como consecuencia de la obligación de asumir el cuidado de los demás;
  • Cuestionar e identificar las causas y consecuencias del modelo de desarrollo dominante manifestada en una crisis general de derechos, en una crisis ambiental y especialmente en la crisis de los cuidados;
  • Fomentar una visión transformadora hacia la corresponsabilidad social de los cuidados.

cuidados Cristina 2 Durante sesiones de trabajo en el aula, a través de dinámicas participativas, hemos generado un proceso de aprendizaje situando al propio alumnado como protagonista. El juego, el teatro y las artes audiovisuales han sido nuestras principales herramientas pedagógicas para invitar al grupo a reflexionar sobre los temas tratados, así como a interiorizar los nuevos aprendizajes poniéndolos en práctica

En las primeras sesiones, nos hemos aproximado a los conceptos género y cuidados partiendo de las experiencias y conocimientos previos del alumnado, para, en las siguientes, ir completándolos con nuevas informaciones (desigualdades de género en el mercado laboral, en el reparto de los cuidados, etc.). Además, el alumnado ha puesto en práctica lo aprendido, tanto reflexionando sobre diferentes situaciones de desigualdad; como generando propuestas para valorar y repartir los cuidados desde la corresponsabilidad social y el cuidado a la naturaleza. En este proceso, hemos ido relacionando los diferentes ejes tratados de manera que contribuyan a comprender las diversas desigualdades atravesadas por el género, como la feminización de los cuidados o de la pobreza.

Como cierre del taller, hemos contado con actuaciones del alumnado de cada IES, que serán facilitadas en vídeo a todos los centros participantes para ser utilizadas como recurso educativo, además de una guía en la que se recogerán las dinámicas realizadas en los talleres y otras nuevas, para que se pueda continuar el proceso o iniciarlo con otros grupos.

cuidados Cristina 3Esta intervención educativa ha permitido aportar propuestas y pautas de actuación desde una perspectiva de género que contribuyan a la transformación social. Así, perseguimos contribuir a la construcción de una ciudadanía global, mediante la mejora y el impulso de las actuaciones de EpD en los contextos educativos formales. Para llevarla a cabo hemos contado con un equipo multidisciplinar de agentes educativos que han aportado una mirada feminista de la economía de los cuidados, un enfoque de género en el desarrollo y, diferentes herramientas  provenientes del activismo.

Comenzamos con un Taller interno: Género y Cuidados: Miradas feministas sobre la economía, en el que pusimos en práctica dinámicas participativas con diversas herramientas (teatro, dibujo, etc.) En el resto de reuniones se pusieron en común ideas para la creación de las dinámicas y se cerró la propuesta educativa con los centros.

Se organizó un Taller con el profesorado para presentar y revisar el diseño del taller a impartir en los IES, analizar las necesidades detectadas por el profesorado en relación a estas temáticas e indagar sobre otros temas relevantes para tratar en futuros proyectos. En este encuentro disfrutamos de algunas sorpresas, como una actuación de teatro invisible y el desarrollo de una dinámica para compartir y valorar los cuidados que hemos recibido en nuestra vida. Esto generó un enriquecedor espacio de encuentro, entre el profesorado de los centros y el equipo del proyecto, en el que pudimos compartir nuestras inquietudes y experiencias vinculadas a la educación desde miradas feministas. El encuentro facilitó el desarrollo de los talleres y la inserción futura de la temática en las aulas, y abrió la puerta al desarrollo de otros talleres en los centros

Destacar el gran interés y nivel de participación de toda la comunidad educativa implicada (alumnado, profesorado, personal del centro y AMPAS), que ha posibilitado llevar a cabo esta enriquecedora propuesta educativa que ha tenido como finalidad poner en el centro a las personas, porque SIN CUIDADOS NO HAY VIDA POSIBLE

Visita nuestro blog del proyecto en: www.decuidados.org

Puedes ver completo el Boletín informativo marzo 2016

Cristina Herrera ha coordinado este proyecto. Es técnica del área de proyectos de medicusmundi Andalucía

40 aniversario MMA-03

 

 

 

Casilda Velasco Juez. Premio Meridiana 2016

1 comentario

Escrito por | Archivado en General, Género, mutilación genital femenina, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 09-03-2016

Meridiana 2016
“El mundo necesita más matronas y en Andalucía también se necesitan más matronas”

Con la entrega de los premios Meridiana 2016, el pasado 4 de Marzo, en Sevilla, el Gobierno andaluz conmemoró el Día Internacional de las Mujeres. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, entregó un total de 11 galardones y un reconocimiento especial del jurado por una trayectoria en defensa de la igualdad de género, premio de honor que se ha denominado ‘Carmen Olmedo’ como homenaje a la primera directora del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM).
Estos galardones, otorgados por la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales a través del IAM, tienen como finalidad dar un reconocimiento público a la labor desarrollada por personas, colectivos, entidades e instituciones que hayan contribuido a la defensa de la igualdad de derechos y oportunidades entre mujeres y hombres.

Sin título

Casilda Velasco recibe el Premio Meridiana 2016

En el apartado de “Iniciativas contra la exclusión social o de cooperación al desarrollo” en esta edición 2016 se han concedido dos galardones. Uno de ellos ha sido para Casilda Velasco Juez por su compromiso personal por mejorar la calidad de vida y la salud de las mujeres, tanto en Andalucía como en países en vías de desarrollo.
Esta matrona granadina, doctora por la UGR, experta en salud sexual y reproductiva, cofundadora con otras matronas andaluzas de la Asociación Andaluza de Matronas (AAM), de la que ha sido presidenta, es una referencia en temas relacionados con salud de las mujeres, salud sexual y reproductiva, violencia de género y mutilación genital femenina. 
Su dilatada labor profesional no le ha impedido implicarse en acciones de cooperación internacional. Es socia y colaboradora habitual de medicusmundi, organización para la que ha trabajado en Burkina Faso, Senegal, Mauritania, Marruecos y Túnez en cursos de formación del profesorado de las Escuelas Nacionales de Salud en temas de género, derechos y salud sexual y reproductiva.
Así, como ejemplo, en estos primeros meses de 2016 ha impartido un curso sobre género y salud en la ENSP (Ecole Nationale Sante Publique) de Ouagadougou, para profesores de los centros de formación de todo el país, en el marco de un proyecto de medicusmundi Andalucía de apoyo a los programas de Salud Reproductiva del Ministerio de salud de Burkina Faso, cofinanciado por la AACID (Agencia Andaluza de Cooperación Internacional al Desarrollo).
Casilda Velasco, que trabaja actualmente con mujeres en Burkina Faso, lo que ella considera un reto, ha declarado que tiene intención de seguir colaborando activamente con medicusmundi en los próximos años y ha manifestado que “El mundo necesita más matronas y en Andalucía también se necesitan más matronas… Las mujeres en su época de salud sexual y reproductiva necesitan un profesional cualificado a su lado y la matrona es el personal indicado”

Desde medicusmundi deseamos darle la enhorabuena por este merecidísimo reconocimiento a tantos años de trabajo a favor de la salud de todas las mujeres.

Igualmente queremos felicitar a Mercedes Martín Torres, otra de nuestras socias, que ha sido galardonada en los “Premios 8 de Marzo” del Sindicato UGT en reconocimiento a su trayectoria laboral y sindical enfocada a la consecución de un modelo de sociedad progresista y en defensa de las mujeres.

Para terminar, queremos hacer constar aquí un comentario para Casilda Velasco desde África:

casilda en africa“Cette professeur Casilda Velasco Juez a changé la vie de beaucoup d africains en dix ans elle aime et a tout fait pour les africains qui ne se souviens pas de ses efforts comme professeur compétente et encadreur exceptionnelle merci merci merci saches que nous avons construit en dix ans un institut comme celui qui nous avait formé”

Puedes ver completo el Boletín informativo marzo 2016

40 aniversario MMA-03

Logo MGF

6 de febrero. Día internacional contra las mutilaciones genitales femeninas

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Derechos humanos, Género, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 06-02-2016

2010 10 Burkina 202

Pisando fuerte contra las Mutilaciones Genitales Femeninas

A nivel internacional, las mutilaciones genitales femeninas (MGF) se consideran una forma extrema de violación de los derechos de las niñas y de las mujeres y una amenaza grave para su salud, especialmente en los aspectos psicológico, sexual y reproductivo. Las MGF, incrementan la vulnerabilidad de las mujeres frente al VIH y tienen consecuencias obstétricas y prenatales funestas, tanto para las madres como para sus recién nacidos.

Las mutilaciones genitales femeninas son una práctica cultural profundamente arraigada en las poblaciones que la practican. Pero sus repercusiones son devastadoras para las jóvenes y las mujeres tanto en el aspecto médico, social y emocional, como en el jurídico y económico.

Las mutilaciones genitales femeninas son actualmente un problema de alcance mundial: además de los 29 países de África y Oriente próximo en los que su prevalencia es mayor, se practican también en Asia, Sudamérica y en las comunidades inmigrantes de Europa, Norteamérica, Nueva Zelanda y Australia. El Parlamento Europeo, en 2009, estimó que 500.000 mujeres en Europa sufrían las consecuencias de la mutilación genital femenina y 180.000 mujeres y niñas estaban en riesgo de sufrirla anualmente.

Gracias a la implicación internacional y nacional para erradicar esta práctica, se están observando cambios positivos en algunos países, tanto en el número de niñas y mujeres que son mutiladas, como en el número de personas que están dejando de apoyar esta tradición. Principalmente esto ha ocurrido allí donde existe, primero, una legislación que penaliza las MGF y, en segundo lugar, una actitud gubernamental favorable a la lucha contra la práctica y apoyo institucional a las intervenciones comunitarias de la sociedad civil que trabaja por su erradicación. Por otra parte, impulsar la educación de las mujeres es un factor clave en el abandono de la práctica: las mujeres que han logrado acceder a la enseñanza secundaria son menos proclives a mutilar a sus hijas.

cartel mgf  Tenemos algunas buenas noticias: en los últimos meses hemos sabido que Nigeria ha penalizado  la práctica; Gambia ha aprobado un proyecto de ley contra la mutilación genital femenina y en  Somalia, el país con la prevalencia de ablación más alta del mundo —el 97% de las mujeres  somalíes han sufrido alguna forma de mutilación genital—, el ministerio de la mujer ha  propuesto que esta práctica sea ilegal. Por otra parte, según un estudio reciente del Fondo de  Naciones Unidas para la Población (UNFPA), la evolución observada en países como Kenia,  Etiopía o Burkina Faso, país donde medicusmundi lleva realizando desde hace varias décadas  proyectos  para erradicar la mutilación, permite suponer que, para  2020, podrían alcanzar un  abandono de la práctica del 40%.  Esta organización calcula que, en el caso de que se cumpliesen los objetivos de abandono calculados para todos los países, unos 4 millones de niñas en riesgo se librarían de ser mutiladas de aquí al año 2020. Pero, a pesar de esto, y como consecuencia de la alta natalidad en estos países, sufrirían la práctica 11 millones de niñas.

Existen situaciones que sabemos que favorecen esta práctica: entre ellas, además de una baja o nula instrucción femenina, como ya hemos señalado, se encuentran los matrimonios precoces (antes de los 18 años) o la justificación social de la violencia machista, signos todos ellos de una normalización social de la desigualdad de género. Para combatirlas, es preciso seguir trabajando por la igualdad y los derechos de las mujeres, y favorecer su acceso a la educación, la salud y a los procesos de toma de decisiones.

Debemos terminar cuanto antes con esta práctica y otras como el matrimonio infantil, muestras evidentes de la violencia contra las mujeres, que no solo afectan a su bienestar presente y futuro, sino que perpetúan la desigualdad de género.

Puedes ver completo el Boletín informativo marzo 2016

medicusmundi

Noticias diversas

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Cooperación Internacional, General, Género, Recursos humanos en salud, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Sistemas de salud, Violencias contra las mujeres | Fecha de publicación: 13-12-2015

Formaciones en prevención de la mutilación genital femenina

MGF Huetor Tájar

Durante el mes de noviembre, medicusmundi, a petición del área de Igualdad y Juventud de la Diputación Provincial de Granada, ha organizado unas jornadas de formación,  sensibilización y prevención de la mutilación genital femenina, dirigidas a profesionales de servicios sociales, educación, salud y otros agentes locales de las comarcas de la Costa y el Poniente granadinos.

 

 

entrevista cooperantesEntrevista radiofónica a nuestros cooperantes (Burkina Faso)

Pablo Domínguez, responsable de medicusmundi en Burkina Faso, y Carlos Guimaraes, coordinador del proyecto de salud materno-infantil, hablan del trabajo que realiza medicusmundi en este país y de su participación en el mismo en Andalucía coopera

Escucha aquí la entrevista

 

 

 

Entrevista Carlos MedianoEntrevista a Carlos Mediano, vicepresidente de medicusmundi internacional

Carlos Mediano, vicepresidente de medicusmundi internacional, entrevistado por La Opinión de A Coruña, habla de la falta de profesionales de la salud, tema central del proyecto europeo “Personal sanitario para todos y todo para el personal sanitario” (HW4ALL así como de otros temas actuales de salud de salud global.

Entrevista completa      logoHealthWorkers4All

40 aniversario MMA-03

Retos para reducir la mortalidad materno-infantil en Burkina Faso (2)

Deja un comentario

Escrito por | Archivado en Cooperación Internacional, Género, Objetivos del Milenio relacionados con la salud, Salud de las mujeres, Salud sexual y reproductiva, Sistemas de salud | Fecha de publicación: 29-11-2015

2. Talleres de trabajo e integralidad

Por Carlos A. Guimaraes

Al inicio de la actividad los participantes detectaron con precisión sus problemas y expresaron claramente sus necesidades. Sin embargo, fue sólo durante el taller que las distintas contrapartes empezaron a vislumbrar soluciones globales y compartidas para reducir la mortalidad materno-infantil durante la gestación, parto y post-parto y comenzaron a tejer vínculos de complementariedad entre si.

Dado que el programa fue identificado entre 2011 y 2012, pero empezó a implementarse en 2015, el primer paso fue promover un taller de reidentificación y reformulación con la presencia de los representantes de las contrapartes: Dirección Regional de Salud de la Región del Este, Escuela Nacional de Salud Pública de Fada N’Gourma, FNUAP. En base a los datos oficiales, se constató que las dos principales causas de muerte de las mujeres durante el parto son las hemorragias y las infecciones hospitalarias (alrededor de 75%), Así que decidimos invitar a los directores del CHR (hospital regional de referencia en caso de urgencias) y del Centro de Transfusión Sanguínea de la zona. Nos sorprendió al inicio de la actividad la precisión con la que los participantes detectaban los problemas que tenían y expresaban claramente sus propias necesidades. Sin embargo, fue sólo durante el taller que las distintas contrapartes empezaron a vislumbrar soluciones globales y compartidas para reducir la mortalidad materno-infantil durante la gestación, parto y post-parto; y comenzaron a tejer vínculos de complementariedad entre si. En definitiva, la simple adopción de una metodología de identificación participativa y compartida de las necesidades y retos abrió una vía ancha para dotar de coherencia e integralidad un programa rico en oportunidades pero falto de puntos de contacto entre las diversas acciones previstas.

Los resultados más inmediatos de aquel taller fueron la implicación del CHR y del Centro de Transfusión Sanguínea en el programa (anteriormente no estaban contemplados) y la creación de un comité de pilotage en el que participan los representantes de todas las contrapartes, y que será el responsable de hacer un seguimiento sectorial y general de los indicadores relativos a la SSR y a la reducción de la mortalidad materno-infantil.

No obstante, yo destacaría resultados, mucho más sutiles quizás, que se percibieron en el calor de los debates y después del taller. El primero y más importante: cada contraparte —a su tiempo y medida― fue capaz de superar las visiones parciales y los intereses particulares para conectar sus necesidades con las de los demás. Eso permitió, entre otras cosas, explotar el potencial de colaboración entre ellas en terreno, ingeniar soluciones basadas en sinergias.

Ejemplos prácticos: una vez formados en SSR, los agentes de salud redactarían un plan de acción para mejorar la atención a las mujeres en los CSPS (centro de salud); posteriormente recibirían la visita de un supervisor que, en terreno, analizaría los procedimientos y el cumplimiento del plan de acción. Ejemplo practicoEl supervisor -—una matrona experimentada― acompañaría a los agentes de salud en casos prácticos durante 48 horas (actualmente las supervisiones son “simbólicas” y un supervisor no pasa más que 2 o 3 horas en los CSPS, básicamente haciendo inventario de materiales y equipos). Al abordarse el tema, el director de la Escuela Nacional de Salud Pública (ENSP) comentó que, por falta de recursos, los estudiantes del curso de matrona no podían validar las siete competencias básicas para el ejercicio profesional previstas en el programa de estudios; como resultado, se incorporarían al mercado de trabajo sin haber presenciado o participado en un trabajo de parto real. De ahí nació su sugerencia de aprovechar la supervisión de los agentes de salud para que un grupo de estudiantes de último año acompañase al supervisor y pudiese hacer in situ la validación de las competencias. Se había creado la sinergia entre la Dirección Regional de Salud, los Distritos Sanitarios, los CSPS y la ENSP con una sola acción.

foto niña con bebeLo mismo ocurrió con la implicación del CHR y del Centro de Transfusión Sanguínea en el proceso de reducción de la mortalidad materna en el parto y post-parto. Visto que —como he comentado―  las hemorragias e infecciones hospitalarias son las dos primeras causas de muerte de las parturientas en la región, los representantes del Centro de Transfusión recalcaron que nunca hubo una formación de los agentes que trabajan en los quirófanos de los hospitales distritales y regional sobre conservación de la sangre y procedimientos de transfusión. De ahí que, aunque esté disponible, la sangre suministrada a una mujer en caso de hemorragia, en vez de salvarla, podía acelerar su muerte por septicemia. En tanto, durante el taller pudimos entender todos porque las infecciones son la segunda causa de muerte materna en los hospitales y centros de atención primaria: en la cadena jerárquica del servicio de salud burkinés, les toca a los del escalón más bajo, a los “garçons” y a las “filles de salle” (una especie de limpiadores o higienistas), hacer la asepsia, pero estos desconocen por completo las fuentes de infección y el impacto que su trabajo puede tener en la reducción de la mortalidad. Surge la idea de —por primera vez en Burkina Faso— ofrecerles una formación específica sobre el tema y promover su papel como elementos clave para lograr los objetivos generales del programa.

  • Los agentes que trabajan en los quirófanos no han recibido formación sobre conservación de la sangre ni sobre procedimientos de transfusión
  • Los encargados de la asepsia desconocen las fuentes de         infección y el impacto que su trabajo puede tener en la reducción de la mortalidad.          
  • En el taller surge la idea  —por primera vez en Burkina Faso— de ofrecerles una formación específica sobre el tema y promover su papel como elementos clave para lograr los objetivos generales del programa.

Con tres o cuatro ideas generadas en el taller se ha logrado tocar temas fundamentales para la reducción de la mortalidad materno-infantil desde un enfoque integral:

  1. Cerrar el ciclo entre formación teórica y supervisión formativa práctica;
  2. abordar con iniciativas nada costosas las dos causas principales de deceso en las maternidades; y
  3. garantizar la sinergia entre todos los actores implicados en las cuestiones de salud pública en la región Este.

Habrá que esperar al próximo año, cuando las formaciones y las supervisiones hayan concluido, para que el comité de pilotage conozca los resultados de este esfuerzo conjunto de acción. Pero confiamos en que, y parece evidente, una buena metodología para encauzar el proceso dé mejores resultados que miles de euros gastados sin un enfoque integral.

Carlos A. Guimaraes es coordinador del programa de Reducción de la Mortalidad Materno-Infantil y Promoción de la Salud Sexual y Reproductiva en la Región del Este de Burkina Faso.
Puedes ver completo el Boletin diciembre 2015 en pdf

40 aniversario MMA-03